¡Escapada a… BURDEOS!

¡Hola Candy Coolers!


Hace unos días, aprovechando que teníamos libre, nos fuimos a pasar el día a Burdeos (Francia). No conocíamos la ciudad y simplemente deciros que es una pasada.

Burdeos, es la capital de la región de Aquitania y está a dos horas y media en coche desde Donosti. Es por ello que esa mañana madrugamos un poco y para las 10am ya estábamos pisando tierras francesas.

Si de algo se caracteriza Burdeos, además de sus vinos, es de ser una ciudad perfecta para pasear, pasear y seguir paseando.
Ya que no conocíamos, aprovechamos la mañana para conocer el centro de la ciudad y ver lo más característico. En una mañana se ve sin problemas.

Espejo del agua

Porte Cailhau y Parc Bordelais

A la tarde decidimos dedicarnos a las compras… y sí, nos volvimos un poco locas. Comenzamos por la Rue Sainte Catherine. ¿Sabéis que se trata de una calle peatonal de 3km llena de comercios de todo tipo? Si con esos 3km no eran suficientes, las perpendiculares también estaban llenas de comercios.


En todo esta zona encontramos tiendas como:

  • Sephora.  Os recomendamos que entréis ya que encontrareis marcas que en España no se comercializan.
  • Galerias la Fayette. Una visita básica siempre que nos encontramos en ciudades francesas.
  • Jott. Nunca había estado en una tienda oficial de esta firma, y me encantó. Era más bien pequeña pero ya solo por su colorido vale la pena entrar. Y por supuesto, cayó un plumífero.
  • Uniqlo. No sé si conocéis la marca, pero digamos que muchos la consideran el “Zara japonés”. No ha llegado a España todavía pero si que se puede comprar online. De aquí os recomendamos los plumíferos y sus camisetas térmicas
  • Lush. Un paraíso de olores. Creo que compramos champús y geles para todo el 2017.
  • COS. En muchas ciudades de España podeis encontrar esta tienda, que por si no sabias es del grupo H&M. Como en Donosti no ha llegado aún, aunque se oyen rumores de su posible apertura, allí que nos fuimos y bueno, salimos con una bolsa cada una.

Rue Sainte Catherine

Después de todo esto no podíamos irnos sin pasarnos antes por una de sus típicas chocolaterías: Maison Larnicol. Os recomendamos probar sus Kouign amann. 😀


Síguenos:

Instagram

Facebook


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *